¿Cómo puede la segmentación del tráfico y la intención de los visitantes ayudarle a hacer crecer su negocio?

¿Está obteniendo suficiente tráfico en su sitio web? ¿Sus visitantes se convierten en ventas o parece que está dejando dinero sobre la mesa? Cuando se trata del éxito, las empresas se enfrentan a dos retos principales: captar la atención de las personas y convertirlas en clientes.

Relevancia e Intención

La clave para convertir a los clientes potenciales es la relevancia. Su contenido debe ser lo que la audiencia está buscando.

Si quieren información y obtienen un argumento de venta en su lugar, los perderá Aquí es donde las empresas dejan el dinero sobre la mesa. El contenido no cumple con el propósito de la búsqueda, por lo que los visitantes nunca se convierten en clientes.

La intención se puede dividir en:

  • Información
  • Curiosidad
  • Comercial

Es vital entender la intención de sus visitantes para poner el contenido correcto delante de ellos y cerrar esos tratos.

Modelo AIDA

Tal vez una mejor manera de entender la intención de los usuarios sea volver al Modelo AIDA. Este modelo de marketing divide el proceso de compra en cuatro etapas.

AIDA significa:

  • Awareness: Conciencia
  • Interest: Interés
  • Desire: Deseo
  • Action: Acción

Cuando lo aplicamos al contenido y a la intención, he aquí una idea de lo que obtenemos:

Conciencia: despierte la curiosidad y da a conocer los problemas que usted puede resolver.
Interés: dé a su audiencia la información que está buscando y mucho más.
Deseo: cree un deseo genuino para su producto con información detallada.
Acción: facilite la acción a los usuarios.

Consejo Profesional: En cada etapa, recuerde que debe superar las expectativas en la entrega. Siempre entregue más valor del esperado.

Segmentación, dirección y redirección del tráfico

Para que el modelo AIDA funcione y para que usted se asegure de que cumple con la intención del visitante, la segmentación del tráfico es crucial. Necesita saber de dónde vinieron los visitantes, cómo terminaron allí y cómo puede enviarlos a las páginas correctas.

Con la segmentación de tráfico, podrá ver de dónde vienen sus usuarios y utilizar esa información para optimizar su sitio web. Si proceden de canales sociales, buscadores o correo directo, sus intenciones son totalmente diferentes y así debería ser la página a la que se dirigen.

Las fuentes pueden decirle mucho sobre la intención de los visitantes.

  • Buscadores – información
  • Plataformas Sociales – curiosidad
  • Correo directo – comercial, tal vez las etapas finales antes de la compra

Con la intención del visitante en mente, usted puede dirigir su tráfico a las páginas correctas y asegurarse de que los visitantes siempre obtengan contenido relevante.

Usted puede aprender mucho de su audiencia al mapear su comportamiento en su sitio web y segmentarla. Además, una vez que encuentre quienes mayormente se convierten en clientes, puede utilizar esa información para dirigirse a una audiencia similar más amplia y hacer crecer su negocio.

Lo mejor de este análisis es identificar a los visitantes con la intención comercial y optimizar su proceso. En otras palabras, facilite la compra de su producto o servicio con una clara llamada a la acción.

Si identifica a visitantes anteriores que tenían una intención comercial pero no cerraron el trato, puede redirigirlos con anuncios. ¿Qué tan fantástico sería retomar el objetivo de este usuario con una campaña publicitaria y convertirlo inmediatamente?